Estilo

Focos, lámparas auxiliares o incluso las típicas bombillas son solo algunas de las soluciones más prácticas para conseguir una buena iluminación en cada uno de los puestos de trabajo. Pero los tiempos cambian y con ellos las formas de ver y distribuir los diferentes escenarios y lugares para trabajar. 

Con el paso de los años hemos pasado de tener oficinas individuales a contar con espacios abiertos, flexibles, dinámicos y como no, multidisciplinares. 

La decoración, los muebles y hasta la iluminación son algunos de los factores esenciales para crear un buen clima de trabajo, algo vital para mejorar el rendimiento completo de la empresa.

Fomentar la concentración, el bienestar y el espíritu emprendedor son las claves del éxito de las nuevas organizaciones. Una buena forma de conseguir todo esto es a través de entornos más colaborativos con espacios que ofrezcan esta serie de beneficios. Es por ello que la iluminación en las oficinas se ha convertido en un tema de especial interés para los empresarios.

La combinación entre la luz artificial y la iluminación natural es fundamental para crear este tipo de espacios creativos y con mayor libertad. En Lighting Spain somos conscientes de la importancia de la luz en los lugares de trabajo, por ello hoy vamos a hablar sobre algunas de las nuevas tendencias en lámparas de oficina para este nuevo curso.

Tendencias en iluminación y lámparas para la oficina

Ofrecer entornos de trabajo sostenible a los empleados. Cada vez son más las empresas que están realizando estudios para conseguir esta premisa en sus oficinas o espacios.

Mejorar la productividad y el bienestar de los empleados es posible con unos pequeños cambios.

Éxito asegurado con la iluminación LED

Desde simples lámparas de mesa hasta una iluminación general, los focos, lámparas o tubos LED son la mejor opción para crear un ambiente de trabajo distendido y totalmente agradable.

Sin ruidos, ni parpadeos, ni deslumbramientos. Las luces LED nos ayudan a conseguir maximizar cualquier espacio de trabajo a través de una luz totalmente uniforme y con un color blanco para mejorar la concentración.

Ofrecen un diseño minimalista y moderno e incluso se  puede llegar a adaptar el color y la intensidad de luz.

Sensores de movimiento en algunas de las zonas de paso

Una buena forma de ahorrar es a través de la iluminación con sensor de movimiento. Aunque es algo muy habitual en baños públicos o en zonas poco concurridas del hogar como los garajes o trasteros, cada vez son más las oficinas que se decantan por este tipo de iluminación.

En nuestro caso recomendamos que se utilicen en zonas o áreas de descanso, pudiéndose incluir en las lámparas de techo de las oficinas.

Lámparas de lectura, solución auxiliar

Una de las nuevas tendencias que encontramos en la iluminación de lugares de trabajo son las lámparas de lectura.

Utilizados en espacios como despachos individuales nos ayudan a estudiar o leer cualquier tipo de documento con una mayor precisión, facilitando así el trabajo.

En este caso las más utilizadas suelen ser los flexos con brazos articulados que permiten adaptar por completo la iluminación.

Deja un comentario